La muerte de un gigante / Death of a Giant

 

El pasado domingo Yusuf Shahin, el gigante egipcio del Séptimo Arte Árabe y Mundial, murió a la edad de 82 años en el Cairo. Yousri Nasrallah, su antiguo ayudante lo definió en una ocasión como “una de las más grandes organizaciones no gubernamentales independientes existente en el mundo árabe.” Se le considera como uno de los directores de cine más importantes y creativos. 

Nacido en 1926 en Alejandría de padre cristiano libanés y madre egipcia, a Shahin desde su más tierna infancia le fascinó el cine. A los 17 años Shahin abandonó Alejandría, donde completó sus estudios, y se fue a estudiar interpretación al Pasadena Playhouse en California. 

Shahin era conocido como poseedor de un  espíritu librepensador independiente, que no prestaba demasiada atención a las reglas autoritarias ni a los convencionalismos sociales. Su producción cinematográfica cubre una amplia gama de estilos tales como películas melodramáticas, musicales, comedias, neorrealistas y políticas. Una de sus contribuciones más importantes y singulares al cine fue su trilogía autobiográfica ¿Alejandría… Por qué? (Alexandria Why?), La Memoria ( The Memory) y Alejandría, de nuevo y siempre (Alexandria Again and Again). En esta trilogía, Shahin introdujo el uso de  la narrativa en primera persona. En sus últimas películas,  El Inmigrante (The Immigrant – 1994)  y El Otro (The Other – 1999), Shahin trató el tema del surgimiento del fundamentalismo islámico en la sociedad egipcia. 

En 1997, Shahin ganó la Palma de Oro del Festival de Cine de Cannes por su película Destino (Destiny.) 

Shahin es un pionero de la industria cinematográfica en Oriente Medio. A pesar de la fuerte oposición interna, la agitación política y la fuerte censura gubernamental, varios directores de cine en Oriente Medio han dejado su huella en el cine mundial. Irónicamente, los productores de cine más vibrantes y creativos se pueden encontrar actualmente en la República Islámica de Irán. A pesar de  la fuerte censura gubernamental, Irán ha dado origen a destacados directores de cine como: Mohsen Makhmalbaf, Abbas Kiarostami, Rakshan Bani-Etemad, y Jafr Panahi. En la actualidad, sus películas se ven y son apreciadas en todo el mundo. 

Lo mismo ocurre con la producción cinematográfica en otros países árabes tales como Líbano y Palestina. Una de las más famosas y recientes películas libanesas es la galardonada Caramel de Nadine Labaki, en la que ella narra con un estilo divertido y conmovedor la vida de cinco mujeres libanesas en un salón de belleza en Beirut. 

Los productores de cine palestinos también han alcanzado fama mundial. Entre sus películas están La Boda de Rana (Rana’s Wedding) de Hany Abu-Assad y Boda en Galilea (Wedding in Galilee) de Michel Khleifi. 

A pesar de la tensa atmósfera política en la región, todavía hay mentes creativas en acción. Esto es un signo de esperanza para Oriente Medio y para el mundo. Me imagino que en tiempos de oscuridad y opresión es cuando emergen nuevas ideas para dejar su marca y originar un entendimiento más profundo de la condición humana. Rossellini y Fellini en Italia, Renoir en Francia, Buñuel en España y Sergei Eisenstein en Rusia son solo unos pocos ejemplos.  

http://www.library.cornell.edu/colldev/mideast/chahine.htm  

 

DEATH OF A GIANT 

Last Sunday Yusuf Shahin the Egyptian giant of the Arab and World Seventh Art died at the age of 82 in Cairo. Yousri Nasrallah, his former assistant once defined him as “one of the biggest independent non governmental organizations existing in the Arab world.” He is considered as one of the most important and creative international film directors. 

Born in 1926 in Alexandria to a Christian Lebanese father and an Egyptian mother, Shahin was since his early childhood mesmerized by the cinema. At the age of 17, Shahin left Alexandria, where he completed his studies, and went to study acting at the Pasadena Playhouse in California. 

Shahin was known to be an independent free-thinking spirit who did not pay too much attention to authoritarian rulers and social conventions. His movie productions cover a wide range of styles such as melodramas, musicals, comedy, neorealist and political films. One of his most important and unique contribution to cinema was his autobiographical trilogy Alexandria Why? The Memory, and Alexandria Again and Again. In this trilogy, Shahin innovated the use of first-person narrative. In his latest films The Immigrant (1994), and The Other (1999) Shahin dealt with the issue of the rise of Islamic fundamentalism in Egyptian society. 

In 1997, Shahin won the Palme d’Or at the Cannes Film Festival for his film Destiny. 

Shahin is a pioneer of the film industry in the Middle East. Despite strong internal opposition, political upheaval and strong government censorship several film directors in the Middle East have left their mark on world cinema.

The most vibrant and creative filmmakers can ironically be found today in the Islamic Republic of Iran. Despite strong government censorship, Iran has produced leading film directors such as Mohsen Makhmalbaf, Abbas Kiarostami, Rakshan Bani-Etemad, and Jafr Panahi. Their movies are now seen and appreciated worldwide. 

The same applies to film production in other Arab countries such as Lebanon and Palestine. One of the most famous and recent Lebanese film is Nadine Labaki’s award-winning movie Caramel,  in which she recounts in a funny and poignant style the lives of five Lebanese women in a beauty salon in Beirut. 

Palestinian film producers have also achieved worldwide fame. Their films include Hany Abu-Assad’s Rana’s Wedding and Michel Khleifi’s Wedding in Galilee. 

Despite the tense political atmosphere in the region creative minds are still at work. This is a hopeful sign for the Middle East and the world. I guess it is in times of darkness and oppression that new ideas emerge to leave their imprint and elicit a deeper understanding of the human condition. Italy’s Rossellini and Fellini, France’s Renoir, Spain’s Bunuel, Russia’s Sergei Eisenstein are only but few examples. 

http://www.library.cornell.edu/colldev/mideast/chahine.htm

Deja un comentario

Archivado bajo Abbas Kiarostami, Egipto, El cine el el oriente medio, Hany Abu-Assad, Iran, Jafr Panahi, Líbano, Michel Khleifi, Mohsen Makhmalbaf, Nadine Labaki, Oriente Medio, Palestina, Rakshan Bani-Etemad, Yusuf Shahin

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s